Noviembre 2014

En plena campaña de vendimia, en Bodegas Carreño hemos estrenado la nueva imagen de nuestros vinos Begastri. Para conocer más sobre esta nueva gama de vinos, hablaremos con la enóloga de la bodega, Pepa Carreño.

¿Cómo describirías la nueva imagen de los vinos Begastri?

En Bodegas Carreño llevamos mucho tiempo trabajando en esta marca. Queríamos que reflejara la filosofía de trabajo que se sigue actualmente en la bodega, sin perder en ningún momento nuestra esencia en la elaboración. De ahí, que quisiéramos relacionar una de nuestras marcas tradicionales, como es Begastri, con una imagen totalmente nueva, diferente y por supuesto, adaptada a las exigencias del mercado actual. Bajo el paraguas de la Denominación de Origen Bullas, esta línea amplísima, abarca desde vino ecológico, hasta roble o crianza, que podemos encontrar ya en hostelería y en distribución, y a la que se unirán próximamente un joven del año, rosado y blanco.

Begastri de Bodegas Carreño

¡No dejes de probarlos!

¿Qué es lo que se persigue con esta renovación?

Crear una línea de vinos que reflejaran fielmente el trabajo que se esta realizando actualmente en la bodega. Se está trabajando mucho a nivel de marca y a nivel de imagen, intentado que ésta refleje una actitud fresca y desenfadada de nuestros vinos. Queremos huir de ideas preconcebidas y atraer al público a través de esta nueva imagen. Creo que en ella mostramos una idea de lo que para nosotros es el mundo del vino desde una perspectiva moderna y atractiva.

Esta imagen nueva y renovada, ¿influye también en la elaboración de estos vinos?

No es la imagen la que influye en la elaboración de los vinos, es todo lo contrario. Desde hace unos años, en Bodegas Carreño elaboramos vinos de calidad avalados, no solo por la Denominación de Origen, sino por diversos concursos nacionales donde han sido reconocidos. Conseguimos vinos equilibrados, frescos, atractivos y muy agradables con los que disfrutar en la familia o con amigos. Nuestra intención no es otra que darles la imagen adecuada para que todo el mundo pueda disfrutar de ellos.

Si tuvieras que escoger uno de estos vinos, ¿por cuál te decantarías?

El decantarme por uno u otro vino de la gama Begastri no dependería tanto de las características del vino, sino más bien de la ocasión. Entrando ya en el otoño, personalmente recomiendo tanto el roble, como el crianza. Ambos con base de Monastrell, complementada con otras variedades como Petit Verdot, Cavernet Sauvignon o Sirah, y elaboraciones y crianzas muy cuidadas, son una opción perfecta para esta época del año.